SEMANARIO DE INFORMACIÓN LOCAL, DEPORTES Y ESPECTÁCULOS

Fundado en 1956

Crónicas Eldenses

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

A los 81 años de edad, y en su casa de Elda, rodeada de los suyos, fallecía el 4 de junio de 1959 Milagros Gorgé Borrás, célebre actriz y cantante conocida artísticamente como “Milagritos Gorgé” que deleitó al público nacional y de toda Europa a finales del siglo XIX.

Hija del músico y director de la banda municipal de Elda Ramón Gorgé Soler (1853-1925), y aunque nacida en Alicante el 17 de abril de 1878, desde bien pequeña se afincó en Elda, sintiéndose eldense de corazón. Desde los seis años destacó por su extraordinaria voz. Su fama llegó a la Corte, llegando a ser recibida por la reina regente Mª Cristina. Siendo bautizada por la prensa como la “Pequeña Patti”, el éxito le iba reclamando y comenzó a dar recitales, que posteriormente cambiaría por funciones completas con las que recorrería los mejores teatros de España y del extranjero. Las más prestigiosas ciudades de Europa la escucharon cantar. Su voz le abrió las fronteras de las cortes europeas, llegando a cantar ante los zares de Rusia y los reyes de Portugal.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Hace hoy 60 años, un 1 de junio de 1957, un grupo de cuatro agentes municipales asumieron el reto de regular la circulación de vehículos en un una ciudad en crecimiento demográfico, en crecimiento urbanístico y con un incremento considerable del número de vehículos.

Si bien la presencia de guardia municipal, tanto urbana como rural, se remonta en nuestra ciudad al siglo XIX, el aumento del número de vehículos a motor propiciado por la industrialización y el desarrollo acelerado de la pujante economía eldense, motivó a que el Ayuntamiento de Elda acordase en sesión plenaria del 20 de septiembre de 1956 la creación de cuatro puestos de guardias urbanos, cuya misión fuese la de regular el tráfico por la ciudad, en especial en la travesía de la antigua carretera nacional N-330.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Imagen de la celebración del 75 aniversario de la imagen en 2016 | Jesús Cruces.

Hacía escasos años que la celebración de las fiestas de Moros y Cristianos de Elda habían sido trasladadas desde enero hasta los últimos días del mes de mayo. Y hacía escasos meses que había finalizado la construcción de una nueva ermita consagrada bajo la titularidad de San Antonio Abad. Para su inauguración, y en pleno desarrollo de las fiestas de ese año, el domingo 28 de mayo de 1950, la imagen de San Antón, como patrón de las fiestas de Moros y Cristianos de Elda, fue trasladada por primera vez a su ermita.

Erigida sobre terrenos a la vera del cauce del río Vinalopó, a la entrada a Elda desde la Estación que fueron cedidos gratuitamente por doña Práxedes Beltrán Olcina a la Junta Central, y por ésta, junto con la ermita, al Obispado de Orihuela; fue construida gracias al decidido impulso de Julio Beneit, presidente de la Junta Central de Comparsas y segundo teniente alcalde del Ayuntamiento de Elda.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Desde la supresión en 1892 del Hospital Provincial de Distrito para su conversión en Manicomio Provincial, Elda carecía de un lugar de atención sanitaria adecuado. Desde 1906, bajo la alcaldía de José Joaquín González Amat, se inician las gestiones para dotar a Elda de un Hospital. Tras barajar y descartar diversas ubicaciones, el proyectó cristalizó en su construcción en unos terrenos adquiridos en agosto de 1906, situados a la carretera nacional y frente al citado centro psiquiátrico.

Bajo planos del arquitecto Enrique Sánchez Sedeño, en abril de 1907 la obra fue adjudicada por un valor de 14.524’25 pesetas. La primera piedra fue colocada, tal día como hoy, un 27 de mayo, pero del año 1907,  a las 17:30 h., en un acto solemne presidido por autoridades y fuerzas vivas de la población, con gran asistencia de público en general, amenizado por la banda municipal de música.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Tal día como hoy, pero hace 118 años, el jueves 25 de mayo de 1899, Elda perdía quizás al más grande de todos sus hijos, al insigne tribuno político, orador, historiador y escritor Emilio Castelar. A los 67 años de edad, y estando convaleciente de la dolencia que le aquejaba, falleció en San Pedro del Pinatar (Murcia), en la conocida como “Casa del Reloj”.

Aunque nacido en Cádiz en 1832, desde su infancia adoptó a Elda como pueblo de origen. Innumerables son los escritos salidos de sus manos en los que reconoce su eldensismo, haciendo referencia a “Elda, mi pueblo”.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Concluida la guerra civil, que había desangrado los reinos españoles entre 1705 y 1713 para dirimir quien ocupaba el trono de la Monarquía Hispánica, si Borbones o Habsburgos, solo Barcelona resistía el ataque de las tropas borbónicas de Felipe V. 

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Por orden gubernamental y el mismo día en todos los pueblos del territorio español bajo gobierno de la República, el 22 de mayo de 1938 se procedió a dar a conocer a todos los vecinos la propuesta del gobierno conocida como “Los 13 puntos de Negrín”.

Para darlos a conocer a todos los eldenses se convocó en la plaza de la República (act. Plaza de la Constitución) un sesión pública en la que se leyó la declaración del principios del gobierno. Acto al que fueron convocados todos los vecinos mediante un bando de Manuel Bellot Orgilés, presidente del Consejo Municipal de Elda (act. alcalde):

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

Dentro del programa artístico y arquitectónico de engrandecimiento monumental de la iglesia parroquial de Santa Ana, de Elda, emprendido en la segunda mitad del siglo XVIII, en 1747 se empezó a construir la puerta de la Virgen, como era conocida la puerta lateral que permitía reservar la principal para los acontecimientos más solemnes. Apertura de una nueva puerta, junto a la torre campanario, realizada conjuntamente con la capilla de la Virgen de la Salud que, a modo de gran camarín, albergó la imagen, ropajes, alhajas y demás pertenencias de la patrona celestial de Elda.

Según relatan las crónicas, entre las diez y las once de la mañana del miércoles 19 de mayo de 1751 y ante la expectación de los paisanos eldenses se colocó la estatua de piedra de la Virgen de la Salud en el nicho superior de la puerta. Talla en bulto redondo realizada en piedra de Bateig por el afamado escultor Antonio Perales, cobrando por ellas 25 libras.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

A la edad de 59 años, y ostentando por segunda vez la alcaldía de Elda, fallecía Joaquín Vera Pérez, alcalde de Elda desde el 5 de febrero de 1936.

El Sr. Vera Pérez, empresario del calzado, republicano de pro y católico, ya había ostentando con anterioridad la alcaldía eldense, siendo alcalde desde el 9 de febrero de 1933, cuando Aquilino Bañón Sáez dimitió por falta de apoyo de la minoría radical, hasta su destitución por el gobernador civil el 30 de octubre de 1934, como consecuencia de los sucesos revolucionarios de Asturias.

Las propias características de la alianza republicano-radical-socialista vencedora en Elda en las elecciones municipales del 12 de abril de 1931, ocasionó que entre 1931 y 1936, Elda tuviera un total de ocho alcaldes, llegando algunos de ellos a ostentar la alcaldía en dos ocasiones.

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google PlusCompartir en WhatsApp

El domingo 15 de mayo de 1932 el C.D. Eldense se enfrentó en el estadio del “Parque de Atracciones” al Murcia, C.F. en un partido que a juzgar por la repercusión mediática del momento había levantado extraordinario interés, presentándolo como el partido cumbre de la temporada que cerraba la brillante labor de la escuadra azulgrana eldense.

Acerca del autor

Autor: Gabriel Segura Herrero

De formación historiador y de profesión arqueólogo, el papel de cronista oficial de la ciudad de Elda plantea retos importantes, tanto con respecto a la memoria de mi predecesor Alberto Navarro Pastor; como al respecto del futuro, para dotar de contenido y utilidad a la figura del cronista oficial en el siglo XXI; a la par que un compromiso con la ciudadanía eldense. Las nuevas tecnologías y las redes sociales deben ser aliadas del conocimiento y de la divulgación histórica, sin faltar al rigor, pero acercando la información histórica al ciudadano. El guión de la historia de Elda está conformado y los titulares en mayúscula ya están todos escritos, pero es necesario escribir la letra pequeña, la historia de las gentes y de los pequeños acontecimientos. Es necesario poner voz a la ingente cantidad de fotografías antiguas que hasta ahora son testigos mudos de nuestro pasado. Trabajo en el que es necesario la colaboración de todos. Con el permiso de usted lector, ¡Vamos a intentarlo!.

Utilizamos cookies propias, al continuar navengando por el sitio aceptas nuestra política de cookies.

Aceptar

Buscando...

Un momento por favor

Google+
Compartir